Cañete_Abril (2)Aún muchos alcaldes de mundo rural, creen sin prejuicios en las políticas de progreso, trabajan para su pueblo con la ilusión del primer día y dejan a un lado todo aquello que creen que no es bueno y solo focalizarse en ejercer su gobernanza con honradez. Su accountability es instintiva. Nada fácil cuando todos los ciudadanos se conocen durante muchos años y concurren intereses en las decisiones que afectan al colectivo social, sobre toso en estos momentos de crisis. Saber estar en su sitio un cargo electo no es tarea fácil, sobre todo con los pocos medios con que se disponen en el mundo rural, como es el caso de la Villa de Cañete, enclavada entre las sierras de Valdemeca y de las Cuerdas en la provincia de Cuenca. Durante años he observado las actividades desarrolladas por su alcalde Antonio Asensio, que ha elevado la villa que gobierna a un nivel nunca imaginado. Todo un ejemplo para otros muchos pueblos por su imaginativa política cultural, social, desempleo y ecológica. Ha magnificado la fiesta medieval de la Alvarada, (hoy una referencia en la cultura de la región); desarrollado una moderna residencia para mayores; generado actividades para que todo el que quiera tener trabajo en el pueblo poder tenerlo, creado espacios sociales y unas modernas instalaciones para la depuración de las aguas. Además de ordenar y mantener caminos y senderos rurales para el bien de sus vecinos.

Y…, Llegas a un pueblo, te dejas observar y en poco tiempo ya puedes entrar en tertulia y pasas a las preguntas de rigor: ¿oye, aquí el alcalde quién es?; ¿de qué palo político?… ¿estáis satisfechos con su dedicación al pueblo?… ¿ha hecho muchas cosas para mejorarlo?… cómo lleváis lo de la asistencia médica y las fiestas tradicionales ¿se siguen mantenido?… me podéis decir si vuestro alcalde… 

… ¿ha mejorado la imagen del pueblo?; ¿se ha preocupado de los jóvenes? Ha hecho algo para qué no emigren, qué actividades ha creado para mantenerlos vinculados con sus raíces… ¿ha creado políticas de empleo? y en gestionar atraer más vida al pueblo con nuevos empresarios. ¿Qué atenciones sociales ha hecho para ayudar a los vecinos de la tercera edad?; ¿ha reordenado mejor el territorio municipal? y qué me podéis decir si se ha preocupado de mejoras en las vías de acceso, regadío y caminos rurales; ¿ha realizado trabajos de conservación en vuestros monumentos y obras singulares?; ¿ha promocionado el turismo rural?, y sobre la publicidad turística. Ha dado trabajo a inmigrantes para suplir tereas de servicios…

Repuestas dan que pensar y permiten darte cuenta de quienes ha hecho un buen trabajo en la política municipal, apoyado y contando solo con su humanidad como el abrazo para lograr formar un equipo de colaboradores movidos por su entusiasmo que suple el carente sueldo de su cargo. Todo lo contrario a las grandes ciudades, donde cuenta como primer requisito lo que cobran los alcaldes y sus cargos municipales. En el mundo rural cientos de “Antonios”, trabajan para su gente y su pueblo , no así los profesionalizados que son puros empleados de hecho para sus poblaciones. Los primeros los recordarán las siguientes generaciones y los segundos son olvidados en el siguiente periodo electoral.

Cañete_Abril (1)El alcalde es la autoridad más próxima al ciudadano. Debe de ser un cargo electo EFICAZ, sí,  aquel que toma decisiones en base a su conocimiento y competencias, que sabe tener cintura para contentar a todos y habilidades no enemistarse con nadie. El que para  tiene una conciencia social asumida alto valor personal para con los demás. Es valiente en apoyar decisiones que aporten beneficios a largo plazo, aún a costa de la no comprensión de sus vecinos. Es autosuficiente. Asume el coste de votos si es necesario por el bien general de su municipio. Las críticas de la oposición no alteran sus decisiones. La autoestima no es su objetivo principal, ni es a costa de alterar sus ideales. Trabaja para las futuras generaciones de ciudadanos. Nunca actúa con visión cortoplacista. Es crítico con los individuos mediocres en el poder político que lo rodean y no se deja influenciar por ellos. El ciudadano percibe su labor y dedicación y lo aprecia, percibe su humildad vs. soberbia política como el mejor defensor de lo útil, incluso los ciudadanos que están en otro idearios político y aún estando en la oposición, deben en su interior  apreciar  y reconoce que el trabajo bien hecho que siempre transciende y que ahí está siendo muchas veces difícil de superar.

La población de Cañete y su actual alcalde Antonio Asensio, cumple con este modelo a seguir, el tipo de alcalde que se denomina en la categoría de los cargos electos como:EFICAZ. Desde hace varias legislaturas ha visionado el destino de su población y ha gestionado la política de abrazar todas la oportunidades para mejorar su término municipal… Me explican y percibo, que su éxito se basa en hacer equipo entre él y sus amigos colaboradores. Ahora estos, deben de prepararse para un inimaginable cambio en el mundo rural en el que se va a forjar el nuevo paradigma del siglo XXI en España: “El retorno de las ciudades”.

Cañete_Abril (3)Poblaciones con menos de dos mil habitantes y, hay muchas en España, se deben de preparar para recibir a nuevos vecinos, las familias que un día se marcharon. Flujo que empezará muy pronto en el año 2015 y  progresivamente hasta el 2025 por lo menos.  Muchos de los que un día emigraron a las grandes ciudades, retornarán al abrigo de poder sostener mejor sus nuevas situación económicas, muchos de los desplazados por el tsunami que arrasa cientos de miles de puestos de trabajo en las grandes ciudades y en las zonas industrializadas del país. Miles de prejubilados y sus hijos sin oportunidad de trabajo, escucharán el cántico del mundo rural. Su retorno será la nueva oportunidad para miles de pueblos. La vida es más barata, el dinero cunde más e incluso, las primeras necesidades alimentarias tienen muchas facilidades para cubrirlas mediante el autoabastecimiento y lo mejor es que se reducen drásticamente las tentaciones de gastar.

Es el momento de crear emprendeduría de forma singular. Los alcaldes de estas pequeñas poblaciones, como es el caso de Antonio Asensio,  serán nuevamente protagonistas, es decir: Promotores para innovar en los pueblos, creando oportunidades de tal forma que muchos pocos, haciendo poco, en muchos pocos sitios, puedan crear una nueva economía para millones de células familiares… Volver a la economía auto-familiar, es la solución para millones de personas en España y el mundo rural será el escenario. España ha dejado de ser una oportunidad industrial dando paso a tener que abrir en nuevo paradigma de las micro empresas en el mundo rural. Los alcaldes deben de formarse para desempeñar esta nueva labor de acogida.